Foto: AFP

El tema de migrantes ilegales que buscan refugio, cada vez se torna más serio. La caravana migrante salió el 13 de octubre de Honduras con rumbo a México.

¿Qué ha pasado?

Esta caravana (o parte de ella) llegó a México este fin de semana, más específicamente a Tapachula, Chiapas para pedir asilo político en Estados Unidos. Abordo hay más de 7,000 personas.

Trump ha amenazado en repetidas ocasiones a los migrantes y mencionó que ” lamentablemente la policía de México no es apta para evitar que la caravana llegue a la frontera sur de Estados Unidos y asegura que hay criminales y personas desconocidas del Medio Oriente mezcladas dentro del vehículo”.

https://twitter.com/realDonaldTrump/status/1054351078328885248

El fin de semana hubieron momentos de mucha tensión cuando la caravana llegó a Rio Suchiate y la policía mexicana intentó detenerlos con gases lacrimógenos. Sin embargo, México abrió la frontera a mujeres y niños.

Sábado 20 de octubre

La Secretaría de Gobernación recibió más de 640 solicitud de refugio. México recibió casi 400 personas que buscan llegar a Estados Unidos.

[aigpl-gallery-slider id=”128632″]

Domingo 21 de octubre:

Trump aseguró que los demócratas están tras de este movimiento y aseguró a través de Twitter que rechazará a todos aquellos que no hayan pedido asilo primero en México.

Desde que los migrantes entraron a Hidalgo, México, la policía ha insistido en que se trasladen a un albergue para seguir las normas correctas de migración, pero la mayoría a rechazado esta petición por temor a ser deportados.

La gente, exhausta de caminar, asegura que no parará hasta conseguir una mejor oportunidad de vida.

https://twitter.com/realDonaldTrump/status/1054356145798856704

La respuesta de Donald Trump es negativa. No quiere que crucen hacia su país y señaló a través de Twitter que va a cortar la ayuda a estos países.

Mientras tanto, México y otras instituciones de derechos humanos han tenido otras cosas qué decir:

Por otro lado, López Obrador insistió que los aliados del TLCAN, (Canadá y Estados Unidos) deberán llegar a un acuerdo para evitar los problemas de los migrantes del centro de Latinoamérica (Honduras, El Salvador Guatemala) y darles el asilo que buscan.

“Queremos un mundo sin injusticias”, dijo López Obrador.

Asociaciones públicas y privadas se han unido para ayudar a la caravana migrante.